Los hongos y sus beneficios para la salud

Beneficios del hongo para la salud

De todos es sabido que las frutas son los alimentos que más vitamina y nutrientes contienen y que, por consiguiente su consumo es importante para nuestra salud. Pero no solo la fruta resulta de una fuente de vitamina sino que el hongo ha sido demostrado ser un principal complemento alimenticio por las numerosas aplicaciones terapéuticas que abarcan, siendo una fuente de precursores de vitamina D.

A continuación te mostramos algunos beneficios de comer hongos:

  1. Propiedades para combatir el cáncer

Según estudios realizados por la FAO, se evaluaron 4 tipos de hongos (setas, portobello, shiitake y champiñón), y se descubrió que el consumo regular de hongos es sin duda su poder anticancerígeno. Dichas investigaciones apuntan a que su acción sobre el cáncer es debida a su riqueza en dos activos fundamentales, el selenio y cierto inhibidor de la  “aromatasa”, enzima responsable en la biosíntesis de los estrógenos.

  1. Potencia el sistema inmunitario

Los hongos medicinales, también conocidos como setas medicinales, se han utilizado durante miles de años, como alimento y/o forma de preparado medicinal para mejorar el bienestar físico y energético del organismo. Son considerados curativos ya que actúan como potenciador del sistema inmunitario.

Asimismo, la fibra alimentaria de los champiñones resulta beneficiosa para la prevención de las dolencias intestinales, incluido el cáncer de colon, y tiene un efecto saciante muy apropiado para regímenes de adelgazamiento.

  1. Ricos en vitaminas del complejo B

En especial, los champiñones son una fuente de vitaminas del complejo B, sustancias que tienen funciones asociadas al metabolismo celular, para que el cuerpo pueda obtener la energía que necesita.

  1. Contienen potasio y fósforo

Por otro lado, los champiñones entre otros componentes también son ricos en potasio y fósforo. El primero, ayuda al organismo a tener una función muscular y neurológica normal, mantener en un nivel normal la presión arterial y conducir la electricidad. Mientras que el fósforo es necesario para que el organismo produzca proteína para el crecimiento, mantenimiento y reparación de células y tejidos. Este elemento químico ayuda al buen funcionamiento de los riñones o contracción de músculos.

  1. Ayudan a saciar el apetito

Un estudio, encontró que sustituir la carne roja por hongos blancos ayuda a aumentar la pérdida de peso ya que aportan una buena cantidad de fibra. Especialistas en la nutrición aseguran que para evitar comer de más y picar entre horas es aconsejable añadir una pequeña porción de alimentos ricos en fibra a tus platos.

 

Como habrás podido ver, el consumo de hongos resulta beneficioso para nuestra salud.  Si te ha gustado este post, síguenos en nuestras redes sociales Instagram, FacebookTwitter, donde encontrarás recetas, consejos e información sobre nuestros productos de calidad.

 

 

Compartir